Con el balón entre las botas, así ganó España el Mundial

La selección española gustó y ganó en Nueva Zelanda, primero, y en Australia, después, donde se coronó como el mejor equipo de fútbol del mundo con un juego reconocible y bello. Talento, toque, posesión, control, vértigo y goles. En una evolución que vivió su momento culmen en Sídney, donde se alzó un equipo de leyenda.

Seguir leyendo


Publicado

en

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta