¿Aburren ya las secuelas sin fin? La taquilla mundial de 2023 da pistas

En las décadas de los cincuenta y los sesenta los wésterns estaban por todas partes. En el cine, películas de John Wayne y Gary Cooper; en la televisión, Bonanza y Jim West. Las historias de vaqueros con sus armas persiguiendo a los malos eran una fórmula segura para el éxito en Hollywood. Pero su fecha de caducidad llegó y el cine del Oeste se desinfló en los setenta. Hoy, ese lugar privilegiado que tuvo ese cine lo tienen las grandes franquicias y sagas, con sus secuelas, precuelas, spin offs y refritos de historias de superhéroes de Marvel y DC o personajes de Star Wars y Disney. Mientras los estudios de cine facturaban miles de millones de dólares con estas franquicias y acaparaban las listas de los grandes taquillazos durante las últimas décadas, la gran pregunta era cuándo llegaría su fecha de caducidad.

Seguir leyendo


Publicado

en

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta